Cargando...

Desórdenes

TOC Argentina

Celos obsesivos

Los celos patológicos se caracterizan por la presencia de pensamientos intrusivos y recurrentes en relación a la posible infidelidad de la pareja. Aunque también pueden generarse en torno a cualquier vínculo significativo, causando preocupación y miedo desproporcionado.

Generan sentimientos intensos de enojo, tristeza, miedo o ansiedad, comportamientos de vigilancia y control excesivo, y la necesidad constante de reafirmación de la fidelidad del vínculo, a fin de disminuir el malestar y ganar percepción de seguridad mediante el control de la otra persona.

La persona que padece celos patológicos puede reconocer el carácter excesivo de sus pensamientos, la irracionalidad de su comportamiento, y sentir verg├╝enza por ello. Los celos obsesivos pueden ser muy perturbadores y pueden tener un impacto significativo en la vida cotidiana y en la salud emocional y mental de la persona afectada.

Puede presentarse junto a otros cuadros clínicos como depresión, ansiedad o abuso de sustancias.

Los celos obsesivos pueden tener diferentes causas, incluyendo la inseguridad personal, la falta de confianza en la pareja, la historia de relaciones previas difíciles, la presión social o cultural, la infidelidad real en el pasado y problemas psicológicos subyacentes, como la depresión o el trastorno de ansiedad.

El tratamiento psicológico que se sugiere es la terapia cognitiva conductual, con un abordaje similar al del Trastorno Obsesivo Compulsivo.